Cómo superar el miedo al dentista  no es algo fácil. Se trata de un problema que necesita ser tratado con paciencia por profesionales expertos. En el artículo de hoy os contamos algunas técnicas y consejos para ayudar a superar la odontofobia. ¡Esperamos que os resulte útil!Cuando hablamos de superar el miedo al dentista, hay que dejar claro que existen diferentes tipos de grados. Desde un leve rechazo o fobia hasta el miedo más absoluto e irracional, también llamado odontofobia.

Cómo superar el miedo al dentista

Existen casos de personas que presentan cierto nerviosismo o temor pero pueden concertar una cita y acudir al dentista a completar un tratamiento. Y otras situaciones de personas incluso incapaces de llamar para tener una cita.

Teniendo en cuenta esta realidad, nos detenemos en el caso más extremo. El de las personas con un temor desmedido a acudir al dentista. Personas que necesitan incluso soporte psicólogo antes de ir al dentista.

Una de las primeras medidas para ayudar a superar el miedo al dentista es la técnica de la sedación consciente. Se persigue que el menor o el adulto esté más tranquilo durante el tratamiento y se vaya también más calmado.

Pero la técnica de la sedación consciente no significa ninguna obligación para el paciente; sino que prevalecen valores como la capacidad de comunicar. Se requiere de profesionales médicos capaces de empatizar y conectar con la persona que padece ese miedo para ayudarle. El tono de voz, la amigabilidad y otros recursos humanos son imprescindibles para ayudar a superar las primeras barreras.

Recursos para acabar con la odontofobia

Llegados a este punto podemos destacar recursos de toso tipo para ayudar a superar el miedo al dentista a niños y mayores. Desde los juegos y diversión para los más pequeños, a la compañía de mascotas entrenadas para ayudar a superar estas fobias; hasta la desconexión a través de la tecnología: gafas de reproducción audiovisual y auriculares.

De esta manera, a través de todos estos mecanismos y del poder de la información, se va consiguiendo que los pequeños y los adultos que también temen acudir al dentista vayan superando prejuicios. Información sobre los tratamientos y la ausencia de dolor, ayudan en parte a ir olvidando frases negativas asociadas a las visitas al dentista y primeras experiencias que no fueron demasiado satisfactorias.

En definitiva, todo el miedo asociado a acudir al dentista es en gran medida fruto de experiencias y de temores psicológicos. Porque ya no existe el dolor. Son fobias asociadas también a los olores, a los ruidos… y todo esto se va superando gracias al apoyo de profesionales formados y con mucha experiencia en el tratamiento de la odontofobia y otras patologías dentales.

¿Os hemos ayudado con estos consejos e información? ¡Ojalá que sí! 🙂 Y si vosotros, un familiar o amigo tiene un problema de odontofobia os animamos a contactarnos para ayudaros. Te animamos a que nos contactes o nos visites. Puedes reservar una primera cita a través del siguiente formulario. ¡Bienvenidos a la familia de Bapident! 🙂

Leave a reply